Título X de la Constitución española. La reforma constitucional

ConstituciónTermino mi análisis de la Constitución española con el último de los Títulos que la componen. El Título X de la Constitución, compuesto de cuatro artículos (166-169) nos habla de la reforma constitucional y sus dos procedimientos.

Explicaré en esta entrada los dos procedimientos existentes, las reformas efectuadas y mencionaré otras modificaciones de otras constituciones.

Toda reforma constitucional debe comenzar con una iniciativa de reforma. La Constitución, para este inciso, remite la lectura de otro artículo, concretamente el 87 (en el capítulo segundo del Título III), para definir dicha iniciativa.

De esta manera, corresponde la iniciativa de reforma al Gobierno, al Congreso y al Senado y a las asambleas de las Comunidades Autónomas, de la misma forma que éstas mismas tienen la iniciativa legislativa ya explicada aquí.

Iniciado el procedimiento, éste puede dirimirse de dos maneras, una “sencilla” y otra “compleja”. Explicaré cada una de ellas por separado:

  •        La forma “sencilla”. Para todas las materias que no se engloben en la “compleja”. Para su aprobación, es necesaria la aprobación por mayoría de 3/5 del congreso y del senado (210 diputados y 160 senadores). En caso de no existir acuerdo entre ambas, se creará una comisión mixta (senadores y diputados) que elaboraran el proyecto entre ambos. En caso de ser aprobada, no es necesario que sea votada por referéndum, aunque éste si será obligatorio si, en los 15 días siguientes a su aprobación, lo solicitan al menos 1/10 de los diputados (35 diputados).
  •        La forma “compleja”. Para las reformas a la totalidad (la Constitución por completo), para los artículos definitorios de España (Título preliminar), para los derechos de los ciudadanos (sección primera, capitulo II, Título I) y para la corona (Título II). Su denominación compleja es por el procedimiento, pues conllevaría para su aprobación, 2/3 de cada cámara y su disolución. Una vez disuelta, se celebrarán elecciones generales y constituidas las nuevas Cortes, el texto deberá volverse a votar con el mismo porcentaje (2/3) para su aprobación. Tras ello, obligatoriamente deberá ser sometido a referéndum.

 

Termina la Constitución su articulado con una clausula de prohibición de reforma constitucional en caso de guerra.

 

Pero, ¿cuántas veces se ha cambiado la Constitución en España? Concretamente dos, ambas por influencia directa de Europa:

  •        1992: Por el método “fácil” y sin referéndum. Para que los europeos no españoles pudieran presentarse a las elecciones municipales (sufragio pasivo).
  •      2011: Por el método “fácil” y sin referéndum. Para aplicar el “principio de estabilidad presupuestaria” mediante el cual se impide. Las instituciones públicas superar un déficit concreto, limitando de esta manera su gasto.

Son, en realidad, muy pocas reformas para lo que la Constitución pide (reforzamiento de las competencias autonómicas vs. Nacionales, ley electoral, más herramientas democráticas, etc. ).

Y son menos aún, si la comparamos con las constituciones de otros países europeos como Austria (mas de 100), Alemania (mas de 60) o Irlanda (mas de 30). Fuera de Europa, por poner algún ejemplo, Estados Unidos lleva 27 enmiendas (reformas) a su Constitución.

Con este resumen de la reforma constitucional termino mi apartado de “análisis a la Constitución española”.

 Seguiré publicando en esta categoría para ir comentando temas de actualidad referidas a Ésta.

José Rey, abogado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *